Mi pequeña

Daniela ya está con nosotros. Llegó puntual, en la fecha prevista, con todo organizado y preparado para que su llegada supusiera el menor cambio posible en las rutinas de los hermanos. Y su nacimiento ha marcado otro día inolvidable, lleno de momentos únicos como el ver su carita por primera vez y la de los hermanos cuando la vieron a ella. Porque cada nacimiento es único y se queda grabado para siempre.
image 7
Y con la misma tranquilidad que viví el tercer embarazo me enfrento a su crianza, con esa seguridad que te aporta la experiencia, aunque con la misma emoción que con el primero. Con el mismo instinto animal y salvaje que me hace no despegarme de ella, querer dormir con ella, respirar con ella, respirar su olor, pasar las horas mirándola y e intentando comprobar una vez más la magia de la genética. Ver como se parece más al hermano mayor que a la mediana, ver como tiene las manos de su madre y la nariz de su padre.
Esta es la presentación oficial de la pequeña Daniela. Con la que a partir de ahora pasaré largos ratos y la que me ocupará muchas horas del día aunque seguiré sacando tiempo para contároslo.
image3
Feliz Miércoles!

Anuncios